Primera Prueba Pruebas

Toyota RAV4 Hybrid 2019: Primera Prueba

Más potencia, menos gasolina

Más potencia, menos gasolina

Toyota presentó la RAV4 Hybrid en 2015, y aunque el modelo híbrido sigue siendo una variante con pocas ventas, su importancia en la alineación de RAV4 continúa creciendo. Toyota regresó con el modelo híbrido para la quinta generación de la RAV4 y espera incrementar su participación en un segmento en el que solo participan dos modelos. Esta SUV híbrida podría representar solo el 12 por ciento de las ventas de la RAV4 en estos momentos, pero después de nuestra experiencia con el modelo 2019, esa cifra podría seguir en aumento.

La nueva SUV híbrida de Toyota es propulsada por un motor 2.5 litros de cuatro cilindros que genera 176 hp y 163 libras-pie de torque. El motor está asociado a un motor eléctrico que manda 118 hp y 149 libras-pie de torque a las ruedas delanteras y 54 hp y 89 libras-pie de torque a las ruedas traseras para una potencia combinada de 219 hp. Esta cifra es mayor a los 194 hp de la pasada generación de la RAV4 Hybrid y más alta que los 203 hp de las RAV4 no híbridas. El fabricante japonés también hizo algunos cambios al sistema en comparación al modelo híbrido pasado, incluyendo nuevos montajes de transeje para los motores eléctricos y mejoras al sistema variable de enfriado. La batería de níquel-metal es la misma unidad que antes, mientras que la transmisión es una CVT controlada eléctricamente con modos secuenciales. Todas las RAV4 Hybrid seguirán contando con tracción integral de serie.

Aunque la nueva RAV4 Hybrid produce más potencia, también ahorra más gasolina. Toyota estima que el modelo 2019 entregará 41/37 mpg en ciudad/carretera; eso es mucho mejor que el modelo 2018, que entregaba 34/30 mpg. En comparación, la Nissan Rogue Hybrid AWD entrega 31/34 mpg (o 33/35 mph con tracción delantera), dándole a la RAV4 una mejor ventaja sobre su principal competidor híbrido. Las RAV4 no híbridas con tracción integral entregan 25-27/33-34 mpg.

Como lo vimos durante nuestras pruebas de SUV del Año, la RAV4 Hybrid XSE 2019 llegó de 0-60 mph en 7.5 segundos, una mejora sobre los 7.8 segundos del modelo 2016. La RAV4 Hybrid 2019 necesitó de 15.6 segundos para completar el cuarto de milla a 90.4 mph, mejor que el modelo 2016 (16.0 segundos a 86.4 mph). Pero donde a la nueva RAV4 Hybrid le fue mal fue en la prueba de frenado. La RAV4 XSE Hybrid 2019 paró de 60-0 mph en 143 pies, en comparación con los 131 pies que necesitó el modelo Adventure 2019 con tracción integral (que no era híbrido). Menciono al modelo de combustión interna porque ambas SUVs fueron probadas sobre las mismas condiciones el mismo día. Aunque las altas temperaturas fueron un factor crucial para la distancia en el frenado, la diferencia entre ambos modelo es significativa. Ambos modelos cuentan con el mismo tamaño de frenos (12.0 pulgadas en el frente, 11.1 pulgadas en la parte trasera), así que creemos que el frenado regenerativo del modelo híbrido o sus 167 libras de peso adicionales podrían haber causado que la distancia fuera más larga.

Pero incluso así, muchos de nuestros compañeros les gustó conducir más el modelo híbrido sobre el de combustión interna. El editor de crónicas Christian Seabaugh quiere que este tren motriz esté en todas las RAV4, señalando que “fue mucho más suave y entregó una experiencia más placentera en comparación al cuatro cilindros”. El director técnico Frank Markus también apreció el tren motriz, pero se quejó sobre el chasis del modelo híbrido cuando condujo en una pista sinuosa. “Quienes les guste el nuevo look de la RAV4 deberían ahorrar para el modelo híbrido. Este es el mejor tren motriz en la alineación. Desafortunadamente, su chasis no está en buena forma y hace que el control de estabilidad genere sonidos fuertes cuando frené en las curvas”, dijo.

Al igual que la pasada generación, hay algunos cambios estéticos que distinguen al modelo híbrido del modelo regular. El logo de Toyota cuenta con un contorno azul, mientras que los lados del vehículo cuentan con insignias que denotan al modelo híbrido. Por dentro, nos gustan las costuras en color azul en los asientos, consola central y paneles de las puertas del modelo XSE, así como las agujas en color azul en el tablero. La pantalla táctil de 8.0 pulgadas puede mostrar información sobre la batería de la RAV4, igual que como hemos visto en otros híbridos de Toyota, como el Prius.

Dado que la batería del modelo híbrido se encuentra debajo del asiento trasero, el espacio interior no ha sido comprometido. Los asientos se pueden doblar de forma plana, y al igual que los modelos no híbrido, cinco personas pueden sentarse de forma cómoda. El espacio de carga sigue siendo de 37.0 a 37.6 pies cúbicos en la segunda fila, al igual que los modelos a gasolina. Y aunque nuestro editor senior de producción Zach Gale señaló que la RAV4 Híbrida era más espaciosa que otras SUVs no híbridas, no estuvo de acuerdo en que los asientos traseros no se pueden doblar desde el maletero y que las puertas traseras ya no tienen una apertura tan ancha como la Honda CR-V y la Subaru Forester. Ninguno de estos dos modelos ofrece una variante híbrida.

La RAV4 Hybrid cuenta con un modo de manejo sport que cambia el mapeo del acelerador y la forma en que funciona la transmisión, haciéndola sentir más responsiva. Y como su nombre lo sugiere, el modo eco altera el performance para obtener el mejor ahorro de combustible posible. También hay un pequeño botón llamado “EV Mode” ubicado debajo de la perilla para seleccionar el modo de manejo, que entrega una autonomía eléctrica muy baja solo si hay suficiente carga en la batería.

Al igual que en las versiones no híbridas, Toyota Safety Sense llega de serie en la RAV4 híbrida. El paquete cuenta con alerta de choque con detección de peatones, control crucero adaptivo, alerta de salida de carril con asistente de dirección, luces altas automáticas, asistente de mantenimiento de carril y asistente de señalizaciones de tráfico. Los modelos XLE en adelante obtienen monitoreo de punto ciego y frenado en reversa como equipamiento de serie.

Habrá cuatro variantes una vez que la RAV4 Hybrid llegue al mercado en marzo de 2019. El modelo base será el LE con un precio inicial de $28,745 dólares; el XLE comienza a partir de los $30,545 dólares; y la XSE y Limited inician a partir de los $34,745 y $36,745 dólares, respectivamente. Nuestro modelo XSE estaba equipado con el paquete Advanced Technology ($640 dólares), el paquete Weather Prep ($375 dólares e incluye un volante con calefacción y parabrisas con sensores de lluvia), el paquete Premium Audio con Navi & JBL ($1,620) y techo panorámico ($200), dejando un precio estimado de $38,024 dólares (nuestro modelo a prueba también contaba con algunos accesorios cuyos precios todavía no están disponibles). Dependiendo de la variante, la diferencia en el precio por el modelo híbrido puede no ser tan grande como usted lo cree, pero como dijimos antes, esta combinación vale la pena. Además, con el paso del tiempo, ahorrará más dinero cuando cargue gasolina.

Toyota RAV4 XSE Hybrid 2019
PRECIO BASE $34,745 dólares
PRECIO DEL VEHÍCULO A PRUEBA $38,024 dólares (estimado)
ESQUEMA DEL VEHÍCULO Motor delantero, AWD, 5-pasajeros, SUV de 4 puertas
MOTOR 2.5L/176-hp/163-lb-ft DOHC 16-válvulas I-4 acoplado a un motor eléctrico de 118-hp (adelante) + 54-hp (atrás)/149-lb-ft (adelante) + 89-lb-ft (atrás); 219 hp combinados
TRANSMISIÓN CVT
PESO EN VACÍO (DISTRIBUCIÓN DELANTERA/TRASERA) 3,825 libras (56/44%)
DISTANCIA ENTRE EJES 105.9 pulgadas
LARGO X ANCHO X ALTO 180.9 x 73.0 x 66.9 pulgadas
0-60 MPH 7.5 segundos
CUARTO DE MILLA 15.6 segundos @ 90.4 mph
FRENADO, 60-0 MPH 143 pies
ACELERACIÓN LATERAL 0.75 g (promedio)
PISTA EN FORMA DE OCHO 28.4 segundos @ 0.61 g (promedio)
REAL MPG CIUDAD/CARRETERA/TERRENO COMBINADO No fue probada
EPA CIUDAD/CARRETERA/TERRENO COMBINADO 41/38/39 mpg
CONSUMO DE ENERGÍA CIUDAD/CARRETERA 82/89 kW-hrs/100 millas
EMISIONES CO2, COMBINADAS 0.49 lb/milla