Primer Manejo Pruebas

Subaru Forester 2019: Primer Manejo

Dándole a los clientes lo que ellos quieren

Dándole a los clientes lo que ellos quieren

Hay algo tranquilizador y confiable en una Subaru Forester, un crossover cuyas últimas dos generaciones fueron nombradas SUV del Año de Motor Trend. Por esta razón llegamos con una gran expectativa a Asheville, Carolina del Norte, para estar detrás del volante del modelo 2019.

La Forester tiene la reputación de llevar a familias y a sus equipajes hasta donde quiera que necesiten ir, sin importar las condiciones. Y eso lo pusimos a prueba durante nuestro viaje en las Carolinas, que habían sido asotadas días antes por el huracán Florence.

Asheville estaba bastante lejos de la costa, aunque fue acosada con lluvia pero sin los vientos huracanados. Incluso salió el sol al conducir por los hermosos caminos con suficientes curvas como para ver de qué está hecho la Forester 2019.

El chasis y la suspensión son estelares. La Forester se convirtió en el cuarto vehículo en cambiar a la nueva plataforma global de Subaru que sustenta al Impreza, la Crosstrek, la nueva Ascent de tres filas y ahora también a la Forester. La calidad en el andar es excelente en la suspensión modificada. Una carrocería más rígida y el uso intensivo de adhesivo estructural aseguran que el andar sea cómodo y esté libre de ruido excesivo, dureza o vibraciones molestas. El balanceo de la carrocería es prácticamente inexistente.

La dirección no requiere de ningún esfuerzo pero aún puede sentir que usted es quien conduce; no es una experiencia aburrida. Subaru rediseñó la dirección para reducir el retraso entre la acción y la respuesta, además de agregar vectorización del torque para tomar mejor las curvas. Los frenos son fluidos y controlados; se requiere un menor movimiento del pedal antes de frenar, lo cual da confianza al conductor.

Nuestra mayor queja es con el motor: que no tiene la suficiente potencia. La Forester estrena un motor modificado de 2.5 litros de cuatro cilindros que genera 182 caballos de fuerza y 176 libras-pie de torque. Ahora es de inyección directa y la transmisión continuamente variable se rediseñó con un convertidor de torque más ligero y silencioso.

Subaru está convencida de que a los clientes les gusta la sensación de realizar los cambios, por lo que hay un modo manual de siete velocidades con paletas de cambio al volante para la CVT en los modelos Sport y Touring. Para quienes están de acuerdo, la buena noticia es que hace una buena imitación. Para quienes consideran el ejercicio como algo ridículo, la buena noticia es que no distrae.

Pero el motor no tiene suficiente potencia para nuestro gusto. Se requiere una cantidad inexcusable de tiempo para alcanzar velocidades de autopista, en especial después de las 60 mph y para rebasar a velocidades de autopista se requiere mucha terreno para lograrlo. Además, el motor es ruidoso y suena como si trabajara demasiado duro para alcanzar velocidad, en especial en cualquier tipo de pendiente. Para quienes disfrutan de un paseo relajado, gracias al torque inicial del crossover esta tal vez no sea un área que preocupe.

Subaru quitó su motor 2.0 litros turbo de cuatro cilindros de 250 hp debido a que la tasa de captura fue de solo el cinco por ciento, lo que sugiere que la potencia no es una prioridad para el comprador de la Forester. También desapareció la transmisión manual de seis velocidades que era equipamiento de serie en los niveles más bajos.

La novedad en 2019 es el sistema de arranque/parada automático. El único modelo adicional que tiene el sistema de ahorro de combustible en Estados Unidos es la Crosstrek híbrida que está por llegar al mercado. El sistema de arranque/parada se puede desactivar, pero hay que hacerlo cada vez que encienda uno el auto. Si a usted le gusta pisar el acelerador a fondo, la más ligera vacilación entre poner el pie en el pedal y volver a encender el auto será notable. Lo interesante es que el auto no se apagará por sí solo en una variedad de escenarios en los que piense que usted necesitará potencia instantánea, como cuando la direccional esté activada para una escapada rápida, cuando un semáforo haya cambiado a verde y usted no necesite detenerse como lo había planeado, o a una altitud elevada. Otra característica conocida como Auto Vehicle Hold le permite quitar su pie del freno mientras está detenido en un semáforo.

El sistema de arranque/parada contribuye al mejor ahorro de combustible de su clase de 33 mpg en carretera, con tracción integral. Esto equivale a 548 millas o aproximadamente nueve horas entre una estación de gasolina y otra, para quienes tienen vejiga resistente. Logra 26 mpg en ciudad para una cifra combinada de 29 mpg.

En cuanto a su diseño, la Forester no ha cambiado mucho y eso fue deliberado; la creencia es que los compradores leales no quieren un cambio drástico. Seamos realistas, incluso una Forester completamente camuflada se ve como una Forester. Las actualizaciones incluyen una línea de carácter y ciertas zonas esculpidas en los lados, materiales más agradables, un asiento trasero más grande con más espacio para las piernas, espacio para los pies bajo el asiento y lugares para guardar cosas. Las ventilas del aire acondicionado se reconstruyeron para ser más silenciosas y eficientes, además de mantener esos pies más cálidos.

Conscientes de que a las Forester les gusta viajar, hay una zona de carga impresionantemente grande para equipaje con un piso más plano, mejor iluminación y una apertura de 51.2 pulgadas de ancho en el portón trasero (5.3 pulgadas más) que empequeñece a la mayoría de los vehículos de su clase, e incluso a los del siguiente segmento de mayor tamaño. Todo esto es más impresionante dado que la Forester creció muy poco en tamaño pero sigue estando a nivel intermedio en el segmento en términos de longitud y es más estrecho que la mayoría de la competencia, algo que los propietarios aprecian a la hora de estacionar. Las puertas más delgadas hacen el interior 1.2 pulgadas más ancha. También hay más amarres en el techo para sujetar casi cualquier cosa, incluyendo una carpa. Todo esto es importante dado que el 47 por ciento de los propietarios de una Forester practican senderismo y el 45 por ciento tienen un perro.

Algunos de los nuevos y útiles detalles: Subaru finalmente agregó seguros automáticos a las puertas, que pueden ajustarse de tal forma que se desbloqueen todas las puertas cuando el conductor toque su puerta para abrirla. Las viseras son más anchas y los asientos más cómodos.

Al igual que todos los Subaru, la tracción integral llega de serie y Subaru mejoró el modo X, que proporciona tracción cuando el vehículo comienza a moverse. El nuevo modo dual añade una segunda configuración para agregar tracción cuando el vehículo ya está avanzando y se atora en nieve o tierra profunda.

Subaru se enorgullece de estar a la vanguardia de la seguridad, por lo que la Forester 2019 cuenta con más tecnología y espera lograr las calificaciones de seguridad más altas.

El paquete EyeSight de tecnología de asistencia para el conductor viene ahora de serie en todos los niveles de equipamiento y Subaru lo lleva al siguiente nivel con la introducción de DriverFocus para compensar por las distracciones del conductor. Este sistema, disponible solo en el nivel Touring (el más alto) por ahora, lee los ojos y la posición de la cabeza para encontrar señales de que el conductor está cansado o mirando hacia abajo, probablemente a su teléfono, en vez del camino. Después de tres segundos de no poner atención, emitirá un pitido de advertencia. El problema es que la Subaru tiene una plétora de servicios que emiten pitidos de advertencia, como el sistema de desvío de carril. Durante nuestro paseo de evaluación era difícil saber qué era lo que estaba pitando y por qué, lo cual presenta el riesgo de que el conductor termine por ignorar todos esos pitidos.

La otra ventaja de DriverFocus es que puede reconocer hasta cinco conductores y guarda información tal como los ajustes del asiento y de los espejos, las preferencias de clima y otras cosas más. En cuanto al asistente de mantenimiento de carril, el sistema es extremadamente apacible a la hora de regresar el auto a su posición correcta y se apaga si no puede leer las marcas de carril.

El extremo delantero más sólido absorbe mejor la energía en un choque y hay pretensores dobles en los cinturones de seguridad delanteros para mantener el cuerpo bien sujetado antes de un impacto. Todo esto resuena con los consumidores de la Forester, que tienden a ser mujeres y familias.

El sistema de infotenimiento es similar al de la Crosstrek y de la Ascent. No existe un sistema de entretenimiento para el asiento trasero, pero hay un kit disponible para que conecte sus propios dispositivos.

El nivel de equipamiento base tiene más equipamiento de serie que antes. Para 2019 Subaru agrega un nuevo nivel de equipamiento llamado Sport con ruedas de 18 pulgadas y revestimiento en color naranja para seguir creciendo el modelo que representa el 27 por ciento de las ventas de Subaru en Estados Unidos solo detrás de la Outback y que se vende con pocos incentivos.

La Forester 2019 tiene un precio inicial de $25,270 dólares para el modelo base que representa el 15 por ciento de las ventas; $27,670 dólares para el Premium, que es el nivel de equipamiento con mayor volumen de ventas, representando alrededor del 38 por ciento de estas; $29,770 dólares para el nuevo Sport que se espera atraiga un 15 por ciento de ventas; $31,770 dólares para el Limited, que representa el 22 por ciento de las ventas en Estados Unidos y $35,270 dólares para el 10 por ciento que prefiere al Touring.

La Forester 2019 está a la venta ahora y deberá llegar a los concesionarios el 1 de octubre. Subaru es una marca que conoce bien su visión y a sus compradores. Las mejoras deberían resonar bien una vez más.