Pruebas

Honda CR-V LX 2018 – dinámicas de manejo

Tras unos meses de estar con nosotros, vamos a la pista

Tras unos meses de estar con nosotros, vamos a la pista

Nuestra Honda CR-V LX ha estado con nosotros por alrededor de tres meses, y finalmente la hemos llevado a la pista. Recordemos que en Motor Trend en Español tenemos este modelo por un año, así que nos faltan aproximadamente nueve meses más de conducirla. En este primer trimestre tuve la oportunidad de conducir la CR-V Touring con el motor 1.5 litros turbo el mismo día que conduje mi CR-V con el motor 2.4 litros de 184 hp, y noté dinámicas de manejo muy similares.

Ambos modelos aceleran suavemente desde el arranque, entregando una potencia decente en las ruedas. La CVT revoluciona rápidamente y puede ser un poco ruidosa en la LX, pero la potencia se siente rápidamente en la cabina. Nuestra LX llegó de 0-60 mph en 7.7 segundos; eso es 0.2 segundos más lento que la CR-V con el motor 1.5 litros que probamos. Para ser claro, el modelo Touring que probamos contaba con tracción integral y mejores terminados que nuestra LX de tracción delantera, teniendo una diferencia de 197 libras.

La CR-V LX 2018 también es 1.2 segundos más rápida para llegar de 0-60 mph que la CR-V 2015 con tracción integral, que también fue nombrada nuestra SUV del Año. (Contaba con el mismo motor 2.4 litros que nuestra LX 2018 actual). Cuando tuvimos la CR-V 2012 con tracción delantera, llegamos de 0-60 mph en 8.7 segundos. Ese modelo también estaba equipado con el mismo motor 2.4 litros que producía 185 hp y 163 libras-pie de torque asociado a una transmisión automática de cinco velocidades. Menciono esto para que se note el progreso que ha hecho Honda en unos años, y esa es una de las razones por las cuales el motor 2.4 litros sigue vivo a pesar de su edad.

En la calle, hemos notado algunas vibraciones cuando condujimos sobre pavimento que está en mal estado, y el ruido que entra a la cabina puede ser demasiado. El ruido del viento y de los neumáticos definitivamente hacen que extrañemos los materiales de insonorización en los modelos más equipados. La dirección se siente ligera, e incluso aunque cuenta con tracción delantera, la CR-V se agarra bien en las curvas.

Si dejamos a un lado el ruido, estamos muy contentos con la forma en que se conduce nuestra CR-V LX en la ciudad y en la carretera. En los próximos meses, echaremos un vistazo al interior y las características del modelo base.

Notas relacionadas

Honda CR-V LX 2018 – un año a prueba