Listas

Best Driver’s Car, la semana más emocionante del mundo

Cada año juntamos a los autos más potentes del mercado

Cada año juntamos a los autos más potentes del mercado

Desde 2007, en Motor Trend hemos estado probando y calificando los mejores super autos del planeta. Lo que comenzó como Best Handling Car evolucionó a Best Driver’s Car dos años más tarde.

Durante una semana, nuestras venas se llenan de adrenalina y los deportivos se vuelven el epicentro de nuestras vidas. Dejamos atrás nuestros escritorios en Los Ángeles para viajar al circuito de WeatherTech Raceway Laguna Seca, al norte de California. Ahí, nuestro piloto profesional Randy Pobst rompe los límites de decibeles permitidos y nos deleita con sus habilidades al volante.

Esta edición de Best Driver’s Car fue más diferente que nunca, gracias a que establecimos nuevos récords en una de las pistas más emblemáticas del mundo. Estos son los participantes y nuestro ganador.

  1. Ford Mustang GT (Performance Pack 2)

Aunque Best Driver’s Car no se trata de tener los mejores números, el Mustang GT 2018 con el Performance Pack 2 realmente necesitaba derribar a su enemigo íntimo – el Camaro SS 1LE que terminó en cuarto lugar en esta competencia en 2016.

El Mustang no consiguió su objetivo, siendo 0.65 segundos más lento alrededor de WeatherTech Raceway Laguna Seca. Nuestro piloto profesional Randy Pobst sintió que el Mustang no es “igual de balanceado que el Camaro. Hay un poco de sobreviraje al entrar a las curvas y al pisar el acelerador”.

En la carretera 198 de California, el resto del jurado no fue impresionado por el Ford. Muchos tuvieron que hacer correcciones a media curva y nuestro editor Scott Evans dijo que “esperaba que este fuera el Shelby accesible, y lo que obtuve fue un mejor Mustang GT”.

  1. Chevrolet Corvette ZR1

Todos los jueces se quejaron de la abrupta potencia que reciben las ruedas traseras durante nuestro manejo en la carretera 198. Ya hemos visto esta película antes: ¿Chevrolet la está volviendo a poner para promover al próximo Corvette de motor central?

En el terreno positivo, Pobst señaló que el frenado es maravilloso, y el head-up display indica el momento en que hay que hacer los cambios – algo bueno al conducirlo en la pista. Nuestros jueces también señalaron lo bien que suena el motor en todos los sentidos, pero Jonny Lieberman dijo “estoy cansado de las escusas. Es lo equivalente de manejar una hielera con 755 caballos de fuerza.

  1. Audi TT RS

Hablemos de contrastes– el Corvette es conocido por su ruido, quema de neumáticos, miedo y números algo malos en la pista, mientras que el Audi TT RS entrega buenos números en la pista y un subviraje sensible.

Aunque los números en la pista fueron más rápidos de lo que se sentía desde el asiento del conductor (a 1.5 segundos del Aston y casi 4.0 segundos más rápido que el Alfa), podrían haber sido más rápidos si tuviera mejores frenos y un sistema de tracción integral enfocado al performance. Pobst señaló que el Audi necesita “más potencia en las ruedas traseras para balancearlo” y tuvo mejores expectativas.

Nuestro juez invitado Jethro Bovingdon dijo que el “balance es de una dimensión sin casi nada de ajuste en el acelerador”, y por el otro lado, Mark Rechtin, editor ejecutivo, señaló que “una vez que obtienes el ángulo de la dirección, incluso una granada no lo podía mover”.

  1. Kia Stinger GT

Si ver las insignias RS, M o ZR1 nos presentan altas expectativas, la insignia de Kia tiene el efecto opuesto. Sin embargo, Pobst lo describió como “la sorpresa más grande de la semana, con un mejor balance que algunos de los competidores más fuertes”.

Pero al ser un auto muy bueno para derrapar en la pista, su comportamiento en la carretera no fue igual de positivo. “Quisiera hacer 50 por ciento más rígidos los amortiguadores”, dijo Scott Evans. Llegó al noveno lugar gracias a su entrega de confianza y características divertidas.

El Stinger fue el más lento en la pista de todos los modelos que probamos este año, y se ubicó en el lugar 96 de 119 competidores que hemos probado en Best Driver’s Car.

  1. Alfa Romeo Stelvio Quadrifoglio

“La Alfa Romeo Stelvio Quadrifoglio es de otro planeta, un nuevo planeta, un planeta más alto. Nunca he recorrido la pista en una altura como esta. ¡Me gustó!” dijo Pobst al salir de la Stelvio.

La Alfa participó en Best Driver’s Car tras ganar una comparativa el mes pasado entre las SUVs más potentes del mercado. Y al igual que el Stinger, desafió las predicciones de terminar al fondo de la lista, en parte gracias a su motor V-6 doble turbo desarrollado por Ferrari.

Aunque todos estuvimos de acuerdo que la Stelvio es la Best Driver’s SUV, su alto centro de gravedad, subviraje y balanceo de la carrocería hicieron que los autos deportivos le ganaran. Estamos emocionados de verla competir contra la Lamborghini Urus próximamente.

  1. Mazda MX-5

Best Driver’s Car tiene mucho amor por el Miata, ya que hemos tenido seis en el transcurso de los años. El Viper, Corvette y el Porsche 911 han participado más veces que el Miata. El roadster más vendido del mundo ha llegado al podio dos veces, terminando en el tercer puesto en 2009 y 2015. Sin embargo, tras recibir algunos ajustes y 26 caballos de fuerza más, el Miata no pudo llegar tan lejos.

Ed Loh, editor en jefe, señaló que los controles de estabilidad intervinieron mucho para crear sobreviraje y hacían que el auto se sintiera nervioso. Pero si Mazda hubiera hecho más ajustes podría haber llegado al podio.

Pobst lo amó, señalando que “está muy cerca de ser Best Driver’s Car”.

  1. BMW M5

Este es el sedán más rápido que hemos probado en nuestra pista en forma de ocho. Se detiene en menos distancia que cualquier otro sedán que hayamos probado. Y sus números en el cuarto de milla están muy cerca de los sedanes de combustión interna más rápidos que hemos probado. Solo el Alfa Romeo Giulia Quadrifoglio y el Cadillac CTS-V han sido más rápidos en Best Driver’s Car.

“¡Se me olvidó que era de tracción integral! Está muy bien balanceado”, dijo Pobst tras conducirlo en la pista. Sin embargo, el M5 se siente pesado en la carretera, pero Bovingdon lo sintió más “introvertido que el AMG, pero más siniestro y más cool”.

Algo que criticar: Pobst notó que tras dos vueltas en la pista, los frenos, neumáticos e incluso el motor comenzaron a calentarse y disminuir un poco su performance. Tal vez, después de todo, no se siente muy contento en la pista.

  1. Aston Martin Vantage

“Wow. Si este Aston no gana, debería de llevarse el premio por ser el rookie del año, el que mejoró más y algunos otros trofeos. Nunca he manejado un Aston como este”, dijo Evans. En el pasado, la marca inglesa ha terminado en 8vo, 12vo, y 12vo lugar.

Chris Walton, editor de pruebas, apreció “la delicadeza y mejor obediencia en la carretera”. Pobst fue el fan número uno, señalando que “tal vez fue mi auto favorito en la carretera debido a su combinación única, precisión y control. Uno de los mejores que hay aquí”.

La transmisión de 8 velocidades necesita ser refinada, y darle algo de neutralidad sería una buena idea.

  1. Honda Civic Type R

Durante una década, solo hemos invitado a 10 autos de tracción delantera. Normalmente no les va bien contra los modelos de tracción trasera o de tracción integral, pero el Civic Type R es otra historia.

“Tal vez este es el mejor auto de tracción delantera que he manejado en la pista. Fue emocionante”, dijo Pobst. “Se controla como si costara mucho más de lo que cuesta”, dijo Angus MacKenzie, corresponsal internacional.

Sin embargo, a muchos de nosotros no nos gustó el sonido del motor, pero recordemos que la potencia llega a través de un motor 2.0 litros turbo, tiene cuatro asientos y un gran maletero. Loh dijo “representa una ingeniería mucho mejor que el ZR1”.

  1. McLaren 720S

El nuevo McLaren 720S manifiesta diferentes personalidades dependiendo de la habilidad del conductor y cómo están seleccionados los modos electrónicos. Casi todos los editores dejaron activados los sistemas de seguridad en la carretera 198 y Walton sintió que el McLaren “simplemente lee tu mente y tu nada más ‘piensas’ a través de las curvas”.

Pobst se quejó de lo difícil que era controlar el McLaren, señalando que “sin pisar el acelerador, sobrevira mucho. Al pisar el acelerador, subvira mucho”. Esto sugiere que los controles electrónicos podrían compensar algunas de las deficiencias más esenciales del manejo. Este auto se sintió tan diferente en comparación a otra unidad que habíamos probado en Big Willow que pensamos que había algo mal.

“Estoy impresionado con él, pero no estoy enamorado”, dijo Evans.

  1. Porsche 911 GT2 RS

El récord en la pista del McLaren duró 50 minutos, antes de que este Porsche lo derrotara por unos impactantes 1.48 segundos. Su velocidad promedio fue 1.5 mph más rápida, lo que sugiere que los ingenieros dedicaron mucho tiempo en el desarrollo del chasis.

Pobst dijo: “alguien pellízqueme. Nunca antes he manejado algo que se sintiera así”. Elogió la respuesta de la dirección en las curvas, el modo sport en la transmisión PDK y los frenos excepcionales. Bovingdon agregó “el GT2 RS entrega la confianza y la técnica, pero rara vez comete un error”.

Lo que lo mantuvo fuera del primer lugar fue que cinco editores se quejaron de su comportamiento en la carretera 198. Rechtin señaló que la parte de enfrente se siente “muy ligera” y bajo fuerte aceleración no entrega la misma confianza que el 911 Turbo S que tuvimos el año pasado. Loh dijo que el “chasis no se sentía que entregara una confianza particular sobre el pavimento en mal estado”.

  1. Lamborghini Huracán Performante

“Entrega la confianza desde cada sector” dijo Miguel Cortina, editor general de Motor Trend en Español. Los Lamborghini del pasado han excluido el mismo sentimiento extrovertido y se han quedado cortos en las dinámicas de manejo. Como MacKenzie dijo, “finalmente, un Lambo que se siente tan bien como se ve”.

Su motor V-10 simplemente entrega un nivel de respuesta y delirio aural que los motores turbo no pueden igualar. Nuestra queja más grande es que los asientos son muy duros y fueron diseñados para que sólo cupieran las modelos delgadas.

Pero el sistema de tracción total no hace que sintamos subviraje y entrega toda la tracción disponible. La suspensión es increíble, y absorbe las partes más malas de la carretera.

Es un auto excepcional y es nuestro Best Driver’s Car.