Primer Manejo Pruebas

Volvo V90 Cross Country T6 AWD 2017: Primer Manejo

Una belleza suiza.

Una belleza suiza.

Podría ser una vagoneta. Pero si la llevamos a un lago congelado al norte de Suecia en un día templado cuando el hielo está cubierto por un brillo acuoso, la versión Cross Country de la vagoneta Volvo V90 se derrapa tan bien como cualquiera.

Tomando en cuenta que pocos irán a Lake Andsjn bajo estas condiciones, regresaremos más tarde al tema de lo bien que se desliza este vehículo.

La V90 es la última en agregar el término Cross Country a su gama de modelos: una excelente adición para marcar el aniversario de 20 años de Cross Country y la tracción total. Cross Country es una distinción que incluye la promesa de que la vagoneta se desempeñará como un auto Premium sobre el pavimento, pero está preparada y lista para salirse del camino trillado.

A tal fin, la Cross Country tiene 8.3 pulgadas de distancia al suelo en comparación con las 6.0 pulgadas de una vagoneta regular, quedando a solo 1.1 pulgadas de diferencia del crossover XC90 sin suspensión neumática.

2017 Volvo V90 Cross Country front side

Dado que los estadounidenses aman sus SUV y nunca han aceptado plenamente a la vagoneta, Volvo abastecerá a los concesionarios de EE. UU. con unidades de la V90 Cross Country a partir de marzo.

Pero si desea la V90 regular, pero de menor volumen, debe pedirla en línea a través del sitio Web Volvo Concierge o participar en el programa de entregas internacionales, en donde viajará a la fábrica en Torslanda, Suecia, para recibir su nuevo auto. Luego, la vagoneta será enviada a un concesionario en EE. UU. para la consumación final del proceso de compra. Los autos comenzarán a llegar en el verano como modelos 2018.

Puede pedir la V90 2018 como un T5 de tracción delantera, lo que significa que tiene el motor de cuatro cilindros (240 caballos de fuerza) turbocargado de 2.0 litros o como T6 con el motor turbo y supercargado (316 hp) con tracción total.

Sin embargo, los que desean la V90 Cross Country 2017 tienen una opción: el T6 (doble refuerzo) con una transmisión automática de ocho velocidades y tracción total. El motor de 2.0 litros desarrolla 316 caballos de fuerza y 295 libras-pie de torque. El precio inicial es de $56,295 dólares, incluyendo los cargos por destino. Agregue $2,650 por el estéreo Bowers & Wilkins, $4,500 por el paquete de lujo, $1,950 por el paquete de conveniencia, $1,200 por la suspensión neumática, $900 por la pantalla de visualización frontal (HUD), $560 por la pintura metálica y $750 por las ruedas de 20 pulgadas, y llevará el precio de la Cross Country a casi $69,000. El público objetivo es un ejecutivo de entre 35 y 60 años con un ingreso neto elevado y pasatiempos al aire libre.

Los compradores también podrán optar por el paquete Polestar Performance Optimization, que no debe confundirse con enviar un vehículo a las instalaciones de Polestar para los aproximadamente 70 cambios mecánicos para crear la variante de alto rendimiento. La optimización puede hacerse en el puerto o la fábrica; en su mayor parte es un programa de software para cambiar el mapeo del acelerador, reforzar los caballos de fuerza y el torque, y ajustar la velocidad de los cambios.

Los ejecutivos de Volvo dicen también que es técnicamente viable crear una versión T8 híbrida de la V90, si Volvo cree que haya suficiente demanda en el mercado. Aún no se han tomado decisiones.

Volvo espera vender alrededor de 4,000 modelos Cross Country en EE. UU., en comparación con aproximadamente 1,000 V90 regulares. No hay mucha competencia en ese segmento tipo nicho: la Audi A4 Allroad y la vagoneta Mercedes-Benz clase E. Para Volvo, llena el espacio que quedó con la descontinuación de la XC70 de menor tamaño.

No es sorpresa que Volvo, con sede en Suecia, creara la Cross Country; el 80 por ciento del país consiste en bosques y lagos, por lo que todos los caminos conducen hacia estos paisajes.

La vagoneta no solamente tiene una mayor distancia al suelo para navegar por cualquier terreno, sino que las ruedas también son más anchas, además, tiene un neumático con perfil más suave y redondo para absorber las irregularidades de las superficies. Las placas de deslizamiento y el control de descenso en pendientes son equipamiento de serie.

Se realizaron más de 200 calibraciones en el sistema de chasis para la CC. Ajustar la altura de circulación y el chasis, es como diseñar un auto totalmente nuevo, dice Stefan Karlsson, gerente de dinámica de vehículos.

La V90 CC tiene suspensión de doble horquilla y la suspensión de brazo trasero integral es equipamiento de serie; también hay un sistema opcional de suspensión neumática trasera con chasis activo. Conducir en caminos con capas de hielo viejas e irregulares es como hacerlo sobre una tabla de lavar, y nuestro vehículo con la suspensión neumática absorbió la superficie de manera excelente. No podemos decir mucho de la suavidad en el pavimento regular, dado que las ruedas tenían neumáticos de doble taco Nokian desarrollados para condiciones nórdicas. Los neumáticos afectaron en todo, desde la dirección hasta el ruido, incluyendo una mayor distancia de frenado. Pero definitivamente evitaron que el vehículo tuviera tropiezos de cualquier tipo.

En términos de la suspensión, los ingenieros dijeron que la vagoneta es tan parecida a un auto, que no hubo necesidad de invertir dinero adicional para un sistema de suspensión neumática completo; la parte trasera era suficientemente buena.

2017 Volvo V90 Cross Country rear side in motion

La distancia entre ejes de la V90 es la misma que en el sedán S90, pero la longitud total de la vagoneta es en realidad menor. La vagoneta pesa un poco más: 4,221 libras, en gran parte debido al sistema de tracción total estándar de quinta generación.

Los modos de conducción son: Eco, Comfort, Dynamic y Off-road, que transfiere torque a las ruedas traseras en todo momento, a velocidades de hasta 25 mph. En otros modos, la potencia se envía al eje trasero solamente cuando es necesario. El 100 por ciento se canaliza a la parte trasera si las ruedas delanteras están sobre hielo, para una máxima estabilidad y tracción.

Desactivamos el control de estabilidad en Lake Andsjn porque realmente era un ejercicio de hedonismo puro. Podemos pretender que aprendimos algo sobre las características del vehículo en la pista improvisada de slalom y los circuitos de manejo establecidos con estacas anaranjadas clavadas en el lago congelado. Seguro, el auto mostró un excelente control al pisar continuamente el acelerador para impulsar las ruedas traseras al salir de la curva.

Pero la conclusión es que, incluso con neumáticos de doble taco, esta vagoneta es un verdadero placer en el hielo, en especial cuando hay suficiente agua en la superficie para hidroplanear. La parte trasera se desliza hacia afuera mejor si grita con entusiasmo lo bastante fuerte como para hacer reír a su copiloto.

De vuelta en los caminos reales, pudimos probar la versión más reciente de Pilot Assist, que ofrece conducción semiautónoma mediante dirección correctiva y frenado hasta 80 mph. En comparación, el Pilot Assist original solo funcionaba hasta 30 mph. La mayor parte del tiempo condujimos en caminos con marcas de carril muy difusas o sin ellas, pero en donde los caminos estaban bien marcados, el sistema hizo su trabajo. Lo desconcertante es que, cuando no podía detectar los carriles, dejaba de funcionar sin advertencia, por lo que se requería de la habilidad del conductor en todo momento.

Visualmente hay pocas pautas para diferenciar la Cross Country de la V90 regular. La Cross Country agrega un color negro brillante y porta una parrilla de travesaños metálica, en contraste a la parrilla tipo cascada de la V90. El color negro brillante sustituye el revestimiento cromado alrededor de las ventanas; además hay revestimiento de color negro o del color de la carrocería alrededor de las cavidades de las ruedas. Los clientes estadounidenses tienen la opción de ruedas de 19 o 20 pulgadas con neumáticos Pirelli.

La Cross Country V90 que condujimos tenía un revestimiento en color nogal oscuro de poros abiertos en la puerta del tablero, que no se reconoce fácilmente como madera, en especial después de que nos enamoramos con maderas más claras de poros abiertos en la XC90. Las otras opciones incluyen aluminio o abedul flameado con una veta natural del árbol sueco, y con mucha laca. Los detallistas notarán que la Cross Country tiene una exclusiva costura, una combinación de costura gruesa-delgada, diseñada para aparecer un poco más elegante.

Los asientos y el volante con calefacción son equipamiento estándar, al igual que las luces de circulación diurna del martillo de Thor. La parte trasera se abre mediante el llavero o con un golpe del pie debajo del sensor.

Al igual que todos los modelos nuevos, la V90 Cross Country tiene el sistema de infotenimiento Sensus con una pantalla táctil grande y varias pantallas por las cuales deslizarse para diversos comandos. Apple CarPlay y Android Auto son equipamiento estándar; el estéreo Bowers & Wilkins opcional tiene 19 altavoces.

Volvo puede enviar actualizaciones a través del aire, pero solo para el sistema de infotenimiento, no los sistemas críticos del vehículo.

En Suecia y Noruega hay conectividad de Volvo a Volvo, para alertar a otros conductores de condiciones resbaladizas o cualquier peligro que requiera de las luces de advertencia; tal vez, un lago que lo haga a uno gritar de emoción.

Volvo V90 Cross Country T6 AWD 2017
PRECIO BASE $56,295 dólares
ESQUEMA DEL VEHÍCULO Motor delantero, AWD, 5-pasajeros, vagoneta de cuatro puertas
MOTOR 2.0L/316-hp/295-lb-ft/16-válvulas I-4
TRANSMISIÓN automática de ocho velocidades
PESO EN VACÍO 4,221 libras (fabricante)
DISTANCIA ENTRE EJES 115.8 pulgadas
LARGO X ANCHO X ALTO 194.4 x 75.8 x 60.7 pulgadas
0-60 MPH 5.6 seg (estimado Motor Trend)
AHORRO DE COMBUSTIBLE SEGÚN EPA 22/30/25 mpg en ciudad/carretera/combinado
DE VENTA EN ESTADOS UNIDOS Actualmente