Novedades

Hyundai Nexo Fuel Cell 2019: Primer Vistazo

Una arquitectura dedicada y la tecnología de último nivel para incrementar su performance

Una arquitectura dedicada y la tecnología de último nivel para incrementar su performance

Hyundai está duplicando su inversión en vehículos eléctricos que se puedan recargar fácilmente y le está apostando fuertemente al apoyo del gobierno y la industria de infraestructura para el reabastecimiento de hidrógeno que – por ahora – es lamentablemente escaso y restringido principalmente a California. La compañía planea darle seguimiento a su actual Tucson FCEV con un crossover completamente nuevo con una carrocería diseñada específicamente para las necesidades del vehículo eléctrico de pila de combustible.

A medida que estos son comparativamente los primeros días en la curva de aprendizaje de la tecnología de los vehículos de pila de combustible, este nuevo modelo, llamado Nexo, representa un salto bastante importante en términos de performance y capacidad. Un ejemplo: la Tucson contaba con una unidad de motor y de pila de combustible diferente, todo ubicado bajo el capó. Pero al integrar estos componentes, el espacio de utilidad se reduce por 18 por ciento, mientras que la masa de las partes movibles se reduce por 14 por ciento. La eficiencia del sistema subió por 5.1 por ciento a un impactante 60.4 por ciento, mientras que la densidad de potencia aumenta en un 50 por ciento a 3.1 kW/litro. Y eso es solo bajo el capó.

Tres nuevos tanques de almacenamiento de hidrógeno balístico envueltos en fibra de carbono pueden guardar hasta 52.2 litros de hidrógeno cada uno y se almacenan más fácil bajo el piso que los dos tanques de la Tucson, de 37 y 103 litros. Esto hizo que hubiera más espacio para mover la batería fuera del túnel de transmisión y ponerla entre el maletero y los tanques de hidrógeno. La presión de operación se mantiene en 700 bar (10,153 psi), pero el peso del sistema de combustible se redujo de 281 a 245 libras, mejorando la eficiencia del sistema del tanque de 4.4 a 5.7 por ciento.

Además de utilizar mejor los espacios, el nuevo motor eléctrico de la Nexo cambia de un tipo de inducción a uno tipo de imán permanente, con una potencia de salida que va de 100 kW (134 hp) y 221 libras-pie de torque a 120 kW (161 hp) y 291 libras-pie de torque. Hyundai asegura que llega de 0-60 mph en 9.0 segundos (antes lo hacía en 12.5 segundos) en un vehículo que es más grande, pero que se espera pese 4,000 libras (la última Tucson FCEV que probamos pesaba 4,089 libras y llegó a las 60 mph en 11.3 segundos). Si agregamos todas las mejoras en performance, peso y el nuevo sistema de equipamiento de hidrógeno, el nuevo modelo contaría con una autonomía de 350 millas en lugar de las 265 de la Tucson, mientras que las mpg-e subirían de 50 a 55 millas.

Otra mejora llega en el arranque en climas fríos. La Tucson podía arrancarse a temperaturas bajo cero grados Fahrenheit y requería de 90 segundos desde el momento en que la llave se insertaba hasta el momento en que podía comenzar a moverse. La nueva Nexo de pila de combustible puede arrancar en temperaturas de hasta -22F y le toma 30 segundos para que el sistema de hidrógeno comience a generar electricidad. Los ingenieros creen que la operación a -40F podría realizarse, pero recargar hidrógeno a esas temperaturas es imposible. Los ingenieros de Hyundai también probaron el nuevo modelo en temperaturas de hasta 127 grados Fahrenheit en Death Valley y probaron el compresor de aire en las montañas más altas. El equipo está convencido de que el nuevo tren motriz puede tener la misma durabilidad que los crossovers convencionales con poca pérdida de capacidad sobre 10 años y 100,000 millas.

En un evento que se llevó a cabo en el centro de investigación y desarrollo de Hyundai en Michigan, el prototipo se mostró con un fuerte camuflaje, pero el interior estaba más descubierto. Los asientos contaban con suficiente espacio para los hombros para tres adultos sentados en la parte trasera. La zona del maletero también parecía competitiva con los tradicionales crossovers de su clase. En el frente, un tablero moderno cuenta con pantallas de alta resolución que muestran todo el monitoreo de la energía y eficiencia. También cuenta con una consola central alta tipo el Porsche Panamera o Cayenne.

Nosotros seguimos un poco pesimistas sobre el futuro del hidrógeno como combustible para el transporte, pero si esa infraestructura llega, Hyundai parece estar bien posicionado para capitalizarla.