Primera Prueba Pruebas

Ford Fusion 1.5 EcoBoost 2017: Primera Prueba

Un sedán de tamaño mediano para una generación con teléfonos inteligentes.

Un sedán de tamaño mediano para una generación con teléfonos inteligentes.

Ahora que los motores turbocargados pequeños y la conectividad se están volviendo cada vez más importantes en los autos, es un buen momento para analizar de cerca un auto con un pequeño corazón y que está muy bien integrado con la generación de teléfonos inteligentes. El Ford Fusion 2017 está disponible con ambos elementos y, en el caso de nuestro modelo de prueba, cuenta con un motor turbo de cuatro cilindros EcoBoost de 1.5 litros y Sync 3 con integración para Android Auto y Apple Car Play. Desde el exterior, el Fusion se sigue viendo tan sexy como siempre, pero ¿acaso cuenta con la substancia para justificar esa apariencia, incluso con ese pequeño motor?

En el Fusion 2017, el motor turbo de cuatro cilindros y 1.5 litros desarrolla 181 hp y 185 libras-pie de torque, y viene acoplado a una transmisión automática de seis velocidades. Son cifras competitivas, pero debido a su peso en vacío de 3,442 libras, el Fusion tarda 9.1 segundos en llegar a 60 mph y corre el cuarto de milla en 16.8 segundos a 81.3 mph. Por debajo de 3,000 rpm se produce un enorme retraso del turbo, y por encima de 4,500 rpm todo lo que hace el motor es ruido. En la carretera, este auto se siente más rápido de lo que sugieren sus cifras de aceleración, debido a que tiene mucho torque en el medio rango. Si mantiene las revoluciones entre 3,000 y 4,000 rpm, se verá recompensado con suficiente potencia para rebasar, unirse al tráfico y subir por pendientes pronunciadas. Sin embargo, entre el retraso del turbo y la falta de potencia a un nivel más alto de revoluciones, el motor se siente como si tuviera potencia por solo unos cuantos segundos antes de agotarse.

La transmisión automática de seis velocidades realiza los cambios con rapidez si se le permite hacerlo por su cuenta. El modo Sport mejora la respuesta de aceleración y agiliza los cambios, mitigando una parte del retraso del turbo. En caso de que quiera tomar todo el control, las palancas de cambio en el volante ofrecen cambios ascendentes relativamente rápidos y cambios descendentes emparejados con las revoluciones. Entonces, el diminuto motor turbocargado de 1.5 litros en el Fusion tiene torque, pero no es rápido. ¿Significa eso que lo compensa con un buen ahorro de combustible? Por fortuna, así es. En nuestra prueba Real MPG, el auto excedió su clasificación de la EPA de 23/34 mpg en ciudad/carretera con las clasificaciones de 23.8/36.5 mpg.

2017 Ford Fusion SE EcoBoost front three quarter 02

Uno de los mejores rasgos del Fusion es su mezcla de un andar cómodo y un ágil manejo. El auto tardó 27.4 segundos en terminar el circuito en forma de ocho, generando un promedio de 0.61 g y una aceleración lateral de 0.83 g en la pista de derrape. Si se combina con la dirección ligera pero sensible, el Fusion es divertido de conducir por los caminos sinuosos de una montaña. Los reconfortantes frenos del Fusion, que tienen una buena sensación en el pedal, complementan lo excelente de su chasis y su dirección. Para detenerse desde 60 mph requirió 119 pies, una distancia menor que la de la mayoría de sus competidores directos, como el Kia Optima LX 1.6T y el Mazda6. Gracias a los neumáticos 235/40R17 en las ruedas de aleación de 17 pulgadas de nuestro auto de prueba, el Fusion tuvo un buen agarre y nunca se sintió como si estuviera luchando al conducirlo con firmeza en descenso por un camino sinuoso difícil.

A diferencia del Toyota Camry y de otros competidores, el Fusion no se siente como si estuviera flotando al pasar por topes, además de que mantiene su compostura cuando el pavimento está deteriorado. Aunque la suspensión hace un buen trabajo para absorber los impactos y las imperfecciones del camino, las vibraciones se transmiten de todas formas a la cabina, y los ocupantes las sienten a través de los asientos. También hay momentos al conducir por superficies en mal estado que el andar se vuelve ajetreado debido a que la suspensión está calibrada ligeramente hacia el extremo deportivo del espectro.

Sync 3 viene ahora con integración para Android Auto y Apple CarPlay en todos los vehículos Ford para el modelo 2017, y en el Fusion, la forma en que el sistema nativo interactúa con el teléfono del conductor es sorprendente; es uno de los mejores actualmente. Una vez que conecta su teléfono en un puerto USB y aparece Android Auto en la pantalla, todo se vuelve muy fácil de usar. A diferencia de la forma en que algunos fabricantes de automóviles integran Android Auto, su teléfono inteligente es su sistema de infotenimiento, por lo que al presionar el botón de comando de voz en el volante, es Android Auto quien responde a sus comandos y no la interfaz nativa.

Hablando de comandos de voz, no hay frases establecidas que tenga que decir al interactuar con Android Auto. En el momento en que diga “reproducir Coldplay”, reproducirá Coldplay de inmediato, siempre y cuando tenga algunas canciones de este grupo en la lista de reproducción de su smartphone. Lo mismo aplica para las llamadas telefónicas; si dice “llamar” seguido del nombre de una persona, responderá en un instante. En cuanto a la navegación, Google Maps se convierte en su sistema predeterminado (Apple Maps en el caso de Apple CarPlay), y no podría ser más fácil. Simplemente debe introducir el nombre de su destino o la dirección por medio de la pantalla táctil o Google Search, y obtendrá múltiples rutas. Sin embargo, Android Auto no visualiza toda su biblioteca de música o su lista de contactos, por lo que tendrá que hacerlo de memoria. Aunque si se encuentra en un área con servicio celular deficiente, AndroidAuto y CarPlay no serán de mucha ayuda, ya que su navegación será extremadamente lenta o desaparecerá por completo.

Puesto que la integración de Android Auto es tan buena en el Fusion, quedaría usted perdonado si olvidara que la interfaz Sync3 de Ford está ahí. Y cuando realmente interactúe con Sync 3, notará de inmediato que la interfaz es sensible, rápida y amigable. Los comandos de voz, al igual que en Android Auto, son sencillos y, aunque aquí sí tiene que decir ciertas frases preprogramadas, no son tan específicas; es muy simple decirle que llame a alguien, que cambie el ajuste del clima o que reproduzca una canción específica. Para quienes no deseen usar el comando de voz hay controles amigables, y la pantalla táctil de 8.0 pulgadas del Fusion tiene un diseño simple y rápido, además de controles sensibles. La pantalla tiene gráficos claros, funcionalidad de pellizcar para acercar y capacidad para gestos de deslizamiento de dedos. Dos pantallas de 4.2 pulgadas flanquean el velocímetro central, y puede configurarlas de manera individual para mostrar, entre otras cosas, la computadora de viaje, la radio y los diagnósticos del vehículo para complementar la pantalla táctil principal.

La cabina del Fusion 2017 es un lugar agradable, y en nuestro vehículo de prueba con el modesto nivel de equipamiento SE, los asientos son cómodos y tienen muchos ajustes. Los pasajeros del asiento trasero también los encontrarán cómodos gracias al abundante espacio para la cabeza y las piernas para todos, excepto los tipos más altos. Sin embargo, entrar y salir puede ser un poco problemático debido al techo aerodinámico del auto. A pesar de su buena visibilidad, los cristales de la cabina del Fusion no son muy grandes y esto le resta sensación de espacio, ya que la ventana trasera y las ventanas deslizables no son amplias. Para los que están obsesionados con espacios en cubículos y espacio de carga, el Fusion tiene mucho de esto además de una enorme guantera. El espacio de 16 pies cúbicos del maletero es bastante generoso y, en caso de que no sea suficiente, el Fusion también incluye como equipamiento estándar asientos traseros plegables 60/40 para una capacidad de carga adicional.

En el interior, el Fusion está bien aislado, pues entra poco ruido del camino y del viento a la cabina. El ruido del tren motriz también se mantiene en el nivel mínimo, incluso cuando se acelera al máximo; todo lo que escuchará será un ligero zumbido del motor. Aunque se usan materiales de alta calidad en la mayor parte de la cabina del Fusion, algunas de las piezas de plástico son económicas y endebles. Parte de las piezas de baja calidad se mezclan con el plástico suave al tacto, lo que resta mérito a la calidad de construcción del interior.

Aunque el Fusion 2017 no olvida que es un sedán familiar, tiene mucho contenido en forma de tecnología amigable para el usuario y un ágil manejo. Con un precio de $25,000 dólares, nuestro auto de prueba es asequible y tiene una conexión sorprendentemente excelente por esa cantidad de dinero. La tecnología multimedia es el principal punto destacado en el Fusion renovado. Su interfaz es amigable y se integra fácilmente con los dispositivos móviles. Sin embargo, el auto no es perfecto ya que los materiales de la cabina, la amortiguación del chasis y la respuesta del motor podrían mejorarse.

Ford Fusion SE EcoBoost 2017
PRECIO BASE $23,995 dólares
PRECIO DEL VEHÍCULO A PRUEBA $25,000 dólares
ESQUEMA DEL VEHÍCULO Motor delantero, FWD, 5 pasajeros, sedán de 4 puertas
MOTOR 1.5L/181-hp/185-lb-ft turbo DOHC 16-válvulas I-4
TRANSMISIÓN Automática de 6 velocidades
PESO EN VACÍO (DISTRIBUCIÓN DELANTERA/TRASERA) 3,442 lb (60/40%)
DISTANCIA ENTRE EJES 112.2 pulgadas
LARGO X ANCHO X ALTO 191.7 x 72.5 x 58.1 pulgadas
0-60 MPH 9.1 segundos
CUARTO DE MILLA 16.8 segundos @ 81.3 mph
FRENADO, 60-0 MPH 119 pies
ACELERACIÓN LATERAL 0.83 g (promedio)
PISTA EN FORMA DE OCHO 27.4 sec @ 0.61 g (promedio)
AHORRO DE COMBUSTIBLE CIUDAD/CARRETERA/COMBINADO 23/34/27 mpg
CONSUMO DE ENERGÍA CIUDAD/CARRETERA 147/99 kW-hrs/100 millas
EMISIONES CO2, COMBINADAS 0.72 lb/milla

Motor Trend Real MPG Chevron logo 02