Pruebas

A Fondo con el Kia Niro FE 2017

El híbrido que no es crossover

El híbrido que no es crossover

El problema más grande que tengo con el Kia Niro es que lo quieren presentar como un crossover. No lo es. No cuenta con la altura de un crossover; no cuenta con tracción total (algo básico para los crossovers) y no se ve como un crossover. Por lo tanto no es un crossover. Pero ya que dejamos esa pequeña nota de un lado, hay muchas cosas que sí me gustan del Kia Niro 2017. (Las imágenes muestran el Niro LX).

La versión FE es la más básica en cuanto a equipamiento. El tren motriz es el mismo que en las otras versiones, por lo que encontramos un motor 1.6 litros GDI de cuatro cilindros acoplado a un motor eléctrico y una batería de 1.56 kWh de iones de litio. Esta combinación entrega 139 caballos de fuerza y 195 libras-pie de torque y esa potencia se manda a las ruedas delanteras a través de una transmisión de seis velocidades de doble embrague. Aunque ya hay una versión enchufable del Niro, esta versión es una híbrida regular, por lo que nunca se tendrá que preocupar por cargar la batería. Esta combinación hace que el Niro tenga un ahorro de combustible envidiable – 52/49/50 mpg en ciudad/carretera/terreno combinado. Eso lo deja pisándole los talones al Prius (que entrega 54/50/52 en las variantes No Eco) y la mejor noticia es que el Niro se ve mucho mejor que el Prius. ¿O no?

Pero como les decía, la versión FE es la menos equipada de la gama del Niro, y a excepción de algunos detalles, la verdad es que entrega mucho valor. Lo que no es de mi agrado es que la llave no es inteligente y por lo tanto no hay entrada sin llave o botón de arranque. Cada vez que entramos o salimos del vehículo debemos de sacar la llave para abrirlo o cerrarlo a través del control remoto. Pero fuera de eso no está mal. La pantalla de 7 pulgadas cuenta con Apple CarPlay y Android Auto, el aire acondicionado es de doble zona, los asientos de tela son bastante cómodos y la consola central cuenta con un pequeño compartimento entre el conductor y pasajero delantero que también sirve como descansabrazos.

En la parte de seguridad únicamente encontramos lo básico: bolsas de aire, frenos ABS, asistente de arranque en pendientes, control de estabilidad y un monitoreo de la presión de los neumáticos. No hay ninguna de las tecnologías de seguridad que estamos acostumbrados a ver en los modelos más equipados como el frenado automático, monitoreo de punto ciego o control crucero inteligente.

Sin embargo, al igual que todos los modelos Kia, el Niro FE cuenta con una garantía de 10 años o 100,000 millas, algo que muchos clientes aprecian tener.

Pero después de todo esto, ¿cómo se maneja el Kia Niro FE 2017? Su comportamiento es muy decente y satisfaciente. No es el más divertido, pero cuando alguien está buscando un modelo que sea espacioso y tenga un buen ahorro de combustible, el Niro no falla. La transmisión automática de doble embrague hace un buen trabajo haciendo los cambios en el momento adecuado y su baja altura le da un buen balanceo de la carrocería.

Y ya que Uber o Lyft están de moda en estos días, este es uno de los vehículos que deben de estar en su lista si está buscando un modelo para ese trabajo. Su precio es de $23,785 dólares con cargos de envío, por lo que es muy accesible, ahorrador y espacioso. Ah, y además se ve muy bien – aunque no sea un crossover.